jueves, 13 de diciembre de 2007

EL MAESTRO AÑORADO

Con cuanta nostalgia recuerdo al Maestro,
Zapatos gastados, traje lamparoso,
Ánimo resuelto, mente luminosa,
Su conocimiento quiere hacerlo nuestro.

Lo vemos llegando puntual a la escuela,
Libros bajo el brazo, mirada resuelta,
Los niños le abrazan, sincero cariño,
La mayoría aprende, eso lo consuela.

Ha pasado el tiempo, el maestro sigue
Con paso resuelto para dar su clase,
Los niños crecieron, son jóvenes ya,
Sus niños son grandes, el tiempo prosigue.

Ahora viejo soy y cuánto lo añoro,
Recuerdo al Maestro, cuánto me enseñó,
Me dio su cariño, mucho le aprendí,
Su voz, su paciencia, yo las atesoro.

Cuánta suerte tuve de ser yo su alumno,
Pues lo que ahora soy, él me lo enseñó,
A juntar las letras, amar la lectura,
El noble Maestro, mi tierra abonó.

Sergio Amaya S.
Octubre/2007
Naucalpan, Méx

No hay comentarios: